giovedì, marzo 29, 2007

a poco!

Este año no me estremeceré al oír una banda de cornetas y tambores. Este año no habrá Santa Cruz de vuelta por Mateos Gagos, con el olor a azahar, a incienso, las saetas y el crujir de las trabajaderas. habrá padre, madre y hermano durante nueve días que se me presentan excesivos, y espero aprovechar y disfrutar. Será una pequeña vuelta a la Erasmus. Una Semana Santa atípica para mi, sin Semana Santa. Quizás mejor así, sin contradicciones. Y sin ti. Sin bocadillos en el Salvador, ahora que ya no esta el cajón de obras; y sin reventarme por las calles adoquinadas, abarrotadas hasta tal punto que uno a veces no puede ni andar. Cosas de esta ciudad tan atea y tan creyente a la vez.
Esta Semana Santa, como las ultimas, me llega de sopetón, sin darme cuenta. Y mañana es Viernes de Dolores. Y encima unas dos semanas casi sin parar, sin mucho tiempo. Cosas de la amistad profundamente entendida. Hasta tal punto sin tiempo que he tenido esto un poco abandonado, como a mi mismo.
Pero vuelvo, el domingo ocho intentare resucitar un poco a la vida, lo que me deje esta primavera que me oprime a ratos en el pecho; por muy poco caso que le haga, se que es algo que esta ahí.
Cuidaros. Cuidarse. Nos vemos a la vuelta.

6 commenti:

Azul_oscuro ha detto...

Las Semanas Santas llegan todas casi como la primavera, cuando menos te lo esperas...
He de reconocer que este año será rara sin ti, sin tu compañía, sin sentir_compartir tu emoción...pero al mismo tiempo me alegra que te decidieras al final a ir y asi curaras a tu madre un poco de morriña de hijos los dos juntos...
será precioso, si te sirve de algo, yo te envidio muchísimo y Sevilla, La St Cruz y Mateos Gagos mas el reventamiento de pies estarán donde siempre cuando vuelvas.
Miles de besotes apo!
Disfrutaaaaaa

Vulcano Lover ha detto...

Bon voyage.. et bisous... porte les avec toi.

NaT ha detto...

Creo que tampoco está mal que te alejes unos días ¿no? de la gente, del ordenador, de las calles, de las almas que tienes y llevas tan dentro que casi duelen.
Disfruta unos días con los tuyos, con el silencio que a veces parece no existir en Sevilla, menos en estas fechas y como dice Azul.
Aqui estaremos a tu vuelta para recibirte con los brazos abiertos, la mejor de las sonrisas y el mayor de los cariños.

Un besazo!!!1

Enis del mar ha detto...

Una Semana Santa distinta de vez en cuando no te va a suponer nada raro. Lo bueno que tiene es que al año siguiente seguirá igual. Forma parte de su grandeza.
Lo que yo daría por irme, ya ves tú. Pero me tengo que quedar. Y mira que yo también era de los que se tomaban la semana Santa como tú.
Pero la enfermedad y las ausencias de mi alrededor me han dejado demasiadas heridas abiertas aún que la emoción de estos días reabren y hacen doler.
A ello se suman estados de ánimo algo bajos. En fin...
Así que intentaré hacer un esfuerzo aunque me temo que no podré aguantar mucho.
Lo peor es que tendré que hacerlo solo, no tengo tu suerte de amistad profundamente entendida.
Espero que disfrutes mucho de tu semana familiar.
Y a ver si te muestras algo mas accesible con tus nuevos amigos, que nos tienes abandonados.
Besos.

Mart-ini ha detto...

Cuídate!!!!!!!!

David ha detto...

¿Cómo fue la resurrección? Suelo sentar siempre tan bien...