lunedì, settembre 03, 2007

ahora que...

Pirámide de Maslow. Vamos subiendo escalones cuando vamos satisfaciendo las necesidades de los estratos inferiores. A veces hemos sido esclavos de esas necesidades, por mucho tiempo o por poco, como lo podemos ser de nuestras palabras y de algunos de nuestros silencios.
Podemos ser incluso esclavos de hechos que están por realizar, hechos aplazados a la sombra de los cuales esperan otras decisiones. Decisiones muchas veces bastante más importantes que esos hechos. Uno aplaza, aplaza y aplaza y se acomoda placidamente, sin tomar esas decisiones que antes o después uno tiene que tomar.
Escribo esto porque creo que ha llegado el momento, ahora que alguien me dio un empujón para subir un escalón, de tomar ciertas decisiones, aunque lo primero de todo es acabar la carrera, que ya va para tres años que debía haberla terminado. Escribo esto cuando no sé que voy a hacer con mi vida, donde terminar o donde empezar según se vea; si dedicarme o no a lo que he estudiado o buscarme la vida por otro lado. Cada vez me convence menos el que seria mi campo profesional, pero tampoco hay nada que me llame especialmente. Escribo esto el día que cumplo veintisiete años, y que veo que va siendo hora de coger el toro por los cuernos y tomar todas las decisiones que haga falta tomar, ahora que tengo fuerzas para hacerlo. Ahora que...

Ahora que tengo veinte años
Ahora que tengo veinte años,
ahora que aún tengo fuerzas,
que no tengo el alma muerta,
y me siento hervir la sangre.
Ahora que me siento capaz
de cantar si otro canta.
Hoy que aún tengo voz
y aún puedo creer en dioses...
Quiero cantar a las piedras, a la tierra, al agua,
al trigo y al camino, que voy pisando.
A la noche, al cielo, a este mar tan nuestro,
y al viento que por la mañana viene a besarme el rostro.
Quiero alzar la voz por una tempestad,
por un rayo de sol,
o por el ruiseñor
que ha de cantar al atardecer.
Ahora que tengo veinte años,
ahora que aún tengo fuerzas,
que no tengo el alma muerta,
y me siento hervir la sangre.
Ahora que tengo veinte años,
hoy que el corazón se me dispara,
por un instante de amar,
o al ver un niño llorar...
Quiero cantar al amor. Al primero. Al último.
Al que te hace padecer. Al que vives un día.
Quiero llorar con los que están solos,
y sin ningún amor van pasando por el mundo.
Quiero alzar la voz, para cantar a los hombres
que han nacido de pie,
que viven de pie,
y que de pie mueren.
Quiero y quiero y quiero cantar.
Hoy que aún tengo voz.
Quién sabe si podré mañana.
Pero hoy sólo tengo veinte años.
Hoy aún tengo fuerzas,
y no tengo el alma muerta,
y me siento hervir la sangre...
(Esto tenía que haber sido colgado el sabado, dia 1 de Septiembre, pero por causas externas, además de un punto de alzeimer no ha podido ser colgado hasta hoy)

7 commenti:

Mart-ini ha detto...

Ante todo Felicidades con retraso.

Pues si.... son decisiones que aplazas y luego, si las dejas mucho, cuestan mucho más o son tomadas a la ligera... hazlo ahora!!!

Vulcano Lover ha detto...

La fuerza y la intensidad, si tú quieres, no se termina jamás (yo estoy en el camino). EL borde del precipicio tampoco... Pero eso es vivir, cuando se vive con honestidad ante uno mismo. No sabes lo que se quiere es el punto de comienzo... Sólo tira del hilo (de tu corazón, es el que más sabe de esto, sobre todo si la razón anda liada).
Felicidades, guapo, que he andado distraído... (al final no compramos la camiseta que te quería regalar... jooo, queda pendiente, vale???)

Naxo ha detto...

Anda, pues felicidades unos días tarde...
Te entiendo perfectamente con lo de tener que acabar la carrera, y no saber qué hacer después... a mí también me pasa, no me motiva nada.
Supongo que después de tanta comedura de tarro, nuestro camino va surgiendo de forma más o menos espontánea, como practicamente todo en esta vida.
Por cierto, estoy hartísimo de la pirámide de Maslow, la he visto todos los años en la facultad jaja
Un besote ;)

David ha detto...

Felicidades niño¡¡ No te impongas lo que se supone que debe conllevar el ahora, elige siempre lo que creas que te va a hacer feliz.
Un abrazo.

Antinoo Libre ha detto...

Felicidades con retraso guapo!
Fíjate q despiste, yo cumplo años, me llamas para felicitarme, y no me entero de que tú tb los acabas de cumplir...
Pues te deseo que alcances ese equilibrio entre la satisfacción de tus necesidades y el pragmatismo que conforme pasan los años va cobrando fuerza...
Mi consejo: escúchate a ti mismo y sobre todo, sigue hacia adelante...
besos!

NaT ha detto...

JEJEJEJ, como yo fui la priemra en felicitarte, que ni tú mismo te acordabas de que era tu cumple, no vuelvo a felicitarte aqui.
Sólo pase a dejarte un besillo y a decirte que te has vuelto ¡¡¡loco!!! me has dejado un montón de mensajes :) y me encanta me encanta la verdad, para que negarlo.
Este año no te ha tocado post de felicitación pro haber estado fuera, a ver si el año que viene puede ser.
Y sí, tengo que bajar por allí un día de estos.
MUACKSSSSS

Enis del mar ha detto...

Pero buenooooo, cumples años y sin avisar, ¡¡¡pero que barbaridad!!! y nosotros sin enterarnos.
FELICIDADES guapo.